Mediante un video animado se expone el gran Proyecto del Tren Eléctrico Limonense de Carga (TELCA) que llegaría a la Zona Norte y generaría desarrollo.

El TELCA plantea modernizar la operación actual de transporte ferroviario en la región, a través del desarrollo intermodal logístico que conecte la zona Norte del país a los puertos del Atlántico, incidiendo en la reactivación macroeconómica”, comentó la presidenta ejecutiva del INCOFER, Elizabeth Briceño.
“Adicionalmente, se propone la convivencia de un tren turístico que conecte los barcos de cruceros con los pequeños artesanos y productores locales de los cantones del corredor, impactando la microeconomía de la zona”,
 acotó.

“Este corredor logístico es de tan alto impacto que se ha incluido en la “Estrategia Económica Territorial para una economía inclusiva y descarbonizada 2020-2050” elaborada por Mideplan”, afirmó Briceño.


Cabe señalar que al Zona Norte seria más atractiva para el sector exportador y nos permitiría volvernos más atractivos para las nuevas inversiones que vengan al cantón, ya que indudablemente en los alrededores del muelle de San Carlos se va a desarrollar toda una industria relacionada con la logística, con beneficios que se traducen en una generación de empleo, que es muy necesaria en el cantón.


Por otra parte, este tipo de transporte consume energía eléctrica y eso colabora muchísimo con la misión que tiene Costa Rica de convertirse en Carbono Neutral.


Sobre el proyecto TELCA. El Tren Eléctrico Limonense de Carga tiene como objetivo la reactivación económica de la zona y el desarrollo de Regiones Huetar Caribe y Huetar Norte de Costa Rica, mediante un transporte ferroviario moderno de carga, alimentado por energía eléctrica.


Paralelamente, plantea proveer de trenes turísticos que logren reactivar la economía de los pequeños artesanos y productores de la zona, en congruencia con las políticas ambientales del país del Plan Nacional de Descarbonización y de la Estrategia Territorial Productiva para una Economía Inclusiva y Descarbonizada 2020-2050.
Además de la construcción de la vía férrea, se deben habilitar obras complementarias como los patios intermodales, los talleres, la alimentación eléctrica y la señalización, así como la adquisición de todo el equipamiento.

El proyecto impactará los cantones de Limón: Limón, Matina, Siquirres, Guácimo, Pococí, de Heredia: Sarapiquí y de Alajuela San Carlos.