• Falta de financiamiento, necesidad de albergues específicos para personas LGBTIQ, persecución a defensores de derechos humanos, trabas en atenció médica, entre los grandes desafíos que enfrentan las organizaciones.


San José, Costa Rica. 27 de enero de 2022. Las organizaciones civiles Refugees International e IRCA CASABIERTA unieron esfuerzos para generar el informe “Redes desolidaridad de personas LGBTIQ+ desplazadas: ¿Cómo Estados Unidos puede apoyar a las organizaciones lideradas por personas LGBTIQ en Centroamérica, Panamá y México?.

“Este informe fue elaborado tras la consulta a 15 organizaciones civiles de El Salvador, Honduras, Guatemala, Nicaragua, México, Costa Rica y Panamá, en reuniones entre octubre y diciembre del 2022. De ahí surgieron al menos 9 desafíos que enfrentan las organizaciones para atender a las poblaciones LGBTIQ localmente, así como las recomendaciones para el Departamento de Estados Unidos, la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), las ONG’s internacionales y los Gobiernos de la región”, comentó Sarah Sheffer,
Vicepresidenta de Alcance Estratégico de Refugees International.


Por su parte, Francisco Madrigal Ballestero, Gerente de IRCA CASABIERTA e impulsor de Derechos Humanos para las personas LGBTIQ en Costa Rica, cita la conclusión principal del informe: “Incluir a las personas LGBTQ+ en los planes regionales de protección garantiza que los sistemas sean más sólidos. Este tipo de organizaciones están a la vanguardia en la prestación de servicios significativos, inclusivos y que salvan vidas a las personas LGBTQ+ desplazadas, como alimentación, vestimenta y productos higiénicos.

Sin embargo, necesitan recursos y políticas para impulsar el desarrollo integral de las poblaciones con acceso al trabajo, atención médica y educación. Las órdenes ejecutivas de la administración Biden y la emisión de nuevas
políticas presentan una oportunidad para que el gobierno de los EE. UU. invierta significativamente en la protección de las personas LGBTQ+ en movimiento en la región. Esto no debería suplantar las propias obligaciones internacionales del gobierno de los EE. UU. de proporcionar asilo a quienes califiquen, pero señalaría un compromiso de priorizar la protección de las comunidades en riesgo que están siendo desatendidas en la gestión de la migración regional”.


Principales Desafíos
Si bien cada país tiene sus particularidades, entre los desafíos comunes que enfrentan las organizaciones civiles que velan por los derechos humanos de las poblaciones LGBTIQ están:

Falta de financiamiento, los riesgos y la persecución que enfrentan los líderes de las organizaciones, la vulnerabilidad de las personas trans, en especial de las mujeres; las secuelas socioeconómicas de la Pandemia COVID19, la ausencia de albergues y espacios seguros específicos para las poblaciones LGBTIQ, el rol de la religión, las dificultades para el acceso a los servicios de salud, la falta de apoyo a los servicios de integración de asilo y refugio y el tratamiento del desplazamiento de personas a lo interno de los países.


Algunas recomendacione
s

El informe incluye acciones recomendadas al Departamento de Estados Unidos, la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), las ONG’s internacionales y los Gobiernos de la región.


Al Departamento de Estado de los Estados Unidos:
• Bajo la Estrategia de gestión migratoria colaborativa priorizar el financiamiento para albergues administrados por personas LGBTQ+ y proporcionar financiamiento para organizaciones que brinden capacitación a trabajadores de refugios especializados no LGBTQ+.


• Brindar apoyo a programas que se especializan en integración, incluyendo programas de trabajo, servicios de asistencia legal, apoyo psicológico y servicios de salud para personas LGBTQ+ solicitantes de asilo y refugiados en Costa Rica, Panamá y México.


• Apoyar el fortalecimiento del sistema de protección de Panamá a través del Marco Regional Integral de Protección y Soluciones (MIRPS).


• Instar a los gobiernos del norte de Centroamérica a que adopten leyes de desplazamiento interno y apoyen programas que identifiquen y reubiquen a las personas LGBTQ+ desplazadas internamente.


A la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID):

• La Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional debería utilizar su nuevoprograma Iniciativa Local de Centroamérica para invertir directamente en organizaciones lideradas por LGBTQ+ en los países del norte de Centroamérica. Asimismo, podrá brindar apoyo a las personas LGBTQ+ para prevenir el desplazamiento forzado y apoyar a los retornados y desplazados internos.

Esta iniciativa debería asegurar que una cantidad sustancialmente mayor de fondos se dirija a las organizaciones locales. También debería proporcionar apoyo para la creación de capacidad a las organizaciones civiles más pequeñas.


• Si bien la participación en el norte de Centroamérica es de importancia crítica, este informe demuestra que México y el resto de Centroamérica podrían beneficiarse enormemente de la financiación de las organizaciones locales, incluyendo a los países receptores. Una nueva estrategia también debería incluir países de tránsito y de acogida como México, Panamá y Costa Rica.


A los Gobiernos Regionales:
• Fortalecer el marco normativo para que los solicitantes de asilo y refugiados LGBTQ+ puedan tener sus documentos de identidad que reflejen el nombre elegido y la identidad de género, y con ello reducir la discriminación policial, ampliar las oportunidades de empleo y promover la inclusión.