Algunos usuarios del Acueducto de Fortuna han manifestado disconformidad con la ASADA porque se les ha negado previstas para distintas actividades. Según estos,  le han cobrado sumas muy elevadas  o les han rechazado el servicio.

Este es el caso del señor Marvin Castro, comerciante, quien dijo a este medio que hace cuatro años la ASADA de Fortuna le cobró ¢2 millones por darle una prevista para un Hotel que quería construir en el centro de la Fortuna.

Asegura que le dijeron que la asada tenía que hacer trabajos de mejoras en la tubería para darle el derecho de agua y no se lo dieron. Alega que a otros comerciantes que han construido cerca de su Hotel no se las han negado las previstas y a él si.

En su caso, tuvo que utilizar dos previstas que tenía para abastecer el Hotel, pero  nunca  le quisieron dar  la solicitada.

Este medio consultó a Nidia Vargas Presidenta de la ASADA de Fortuna y a Franco Acosta abogado y expresaron que con respecto a ese caso, que la esposa de don Marvin, Mireya Castro había presentado una solicitud de un medidor de  media pulgada   el 07 de diciembre del 2017 para abastecer un Spa en una construcción de 565 metros cuadrados.  

Detallan que según consta en el acta 472, a dicha señora se le dijo que debía realizar un estudio técnico hecho por un ingeniero, donde se indicara las mejoras que deberían hacerse a la tubería para abastecer esa construcción.

Según la ASADA,  a don Marvin se le recibió  el 30 de enero del 2018, de acuerdo al  acta 477. En esa ocasión, éste indicó que ocupaba un medidor de media pulgada para abastecer 30 lavatorios de un hotel.

Según los representantes de la ASADA, el 02 de febrero del 2018 le mandaron a decir a  Marvin, para qué ocupaba verdaderamente las previstas ya que su esposa dijo que era para un Spa y  él dijo que era para un hotel de  20 habitaciones. Luego detallan que no tuvieron más respuesta de Marvin.

Nidía Vargas dijo que al señor nunca se le cobró ¢2 millones como él dice, pero si se le indicó que debía hacer un estudio técnico, cuyo valor lo determina un ingeniero. Detalla que el valor de la prevista para esa fecha era de ¢122.830 y hoy es de ¢145.820.85, precio fijados por la Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (ARESEP)

Otro vecino de la Fortuna que había manifestó  disconformidad con la ASADA  en una página local,  fue el señor Verny  Hidalgo de Corporación Hidasol, ya que ´éste pagó más de ¢16 millones por un estudio técnico para obtener seis previstas.

Con respecto a ese caso,  la Presidenta de la ASADA y el abogado dijeron que las obras se realizaron conforme se indicó y al señor Hidalgo se le otorgó las previstas.

Detalla que el 10 de  julio del 2018  recibieron una carta de la señora Ana Cecilia Solís Villalobos, miembro de la Corporación, donde les indicaba que le entrega un estudio de factibilidad para urbanización de su propiedad, de ahí, que ellos solicitaron ese estudio técnico porque para dar esas previstas, era necesario hacer  mejoras en la tubería.

Consultado Verny Hidalgo dijo que prefería no referirse el tema, porque incluso, ahora la ASADA lo había amenazado con una demanda por la declaraciones que dio a otro medio.

Detalló que la ASADA nunca le informó sobre las mejoras hechas con los  más de ¢16 millones que pagó.

Los representantes de la ASADA de la Fortuna afirman  que a nadie se le niega el servicio de agua, pero si es necesario determinar la actividad para la cual se utilizaría, ya que una persona podría dejar sin agua a otras, de ahí,  que según sea la actividad a desarrollar, se pide el estudio técnico que debe pagar el interesado.

Nidia Vargas, aclaró que las decisiones no las toma ella, sino todos los  miembros del Comité de la ASADA

La ASADA de Fortuna

Franco Acosta detalla que tienen un problema con la toma o naciente  “Siete Ríos”, una de las cinco que disponen, y está en un proceso administrativo, ya que está ubica dentro del Parque Nacional Volcán Arenal y el SiNAC le sindicó que tenía que quitarla por estar dentro  del  Parque,  pero afirma que existe una nueva ley que ampara el establecimiento de  nacientes para consumo humano dentro de un Parque, de ahí, que está en trámite.

Detalló Acosta que dicha naciente abastece el sector que va desde la Catarata Río Fortuna hasta el Río Habana. Son 750 previstas para una población beneficiada de 1285 personas más 18 mil turistas que llegan mensualmente a la Catarata, debido a esto, hasta no se dan previstas en este sector, hasta que se ponga en regla todo.