La diputada Pilar Cisneros criticó el recibimiento patético, bochornoso y hasta con mariachis que hicieron algunos personas y empleados en la llegada a los municipios de los alcaldes investigados por el caso Diamante.

De acuerdo con la legisladora, la bienvenida de los alcaldes fue bochornosa, puesto que son “personas señaladas, bajo investigación judicial y política”.
“Yo no sé si el tema raya en lo ridículo, pero genera mucha pena. El país no se merece eso. Los señalamientos son muchos como para recibirlos con una fiesta.

Recibimiento por los empleados municipales de San Carlos al alcalde Alfredo Córdoba,

La diputada se pregunta ¿Qué señal se le está enviando a la ciudadanía? ¿Cómo es la cosa? Son investigados y vuelven con bombos y platillos ¡Qué es eso! Yo estoy de acuerdo con una propuesta formulada por el Frente Amplio para reabrir la Comisión Investigadora sobre el Caso Diamante y llegar hasta las últimas consecuencias”, dijo.
“En Costa Rica, es muy difícil llegar a condenas por temas de corrupción. ¿Por qué será? ¿Cuántas denuncias por corrupción llegan a una condena en este país? ¡No es ni el 2%! Yo creo que nosotros, como diputados, debemos cerrar portillos para que gente corrupta no se salga con la suya en este país”, dijo la diputada.