El vídeo muestra el dolor de una familia obligada a separarse por la dureza de la guerra. El padre, policía en Ucrania, se queda en la ciudad de Irpin para protegerla, destaca el medio español Antena3.

En el vídeo se puede observar algo que, pese a parecer la escena de una película, está ocurriendo en pleno 2022. Un niño pequeño llorando desconsoladamente por verse obligado a separarse de su padre, policía en Ucrania, para quedarse a proteger la ciudad de Irpin de futuros ataques por parte de Rusia. Muchas familias se han visto obligadas a huir del país y abandonar en contra de su voluntad a familiares, amigos, parejas, trabajos, etc.

Con más de un millón y medio de personas huidas en apenas semana y media de guerra, el éxodo ucranio es ya el más rápido de los ocurridos en Europa en ocho décadas, eso mismo anunciaba el pasado domingo la agencia de la ONU para los refugiados, Acnur. »Más de 1,5 millones de refugiados desde Ucrania han cruzado a países vecinos en 10 días; es la crisis de refugiados que crece más rápido en Europa desde la II Guerra Mundial», lamentaba uno de los máximos responsables de Acnur, Filippo Grandi.