/

Un tráiler chocó contra un autobús , en Victoria de Matamoros México, pero de la colisión no resultó ninguno de los conductores ni pasajeros fallecido afortunadamente.

Pero si llamó la atención que dentro del tráiler iban al menos 4 toneladas de perros y gatos muertos , sumado a corazones y ojos de bovinos, iban dentro de recipientes con componentes químicos para preservar el “producto”.

El cargamento provenía de Querétaro y se dirigía hacia Brownsville, Texas en Estados Unidos. El conductor afirmó el traslado es legal ya que cuenta con los permisos de las autoridades Aztecas para su exportación hacia la Unión Americana.

Lo que no pudo explicar es; el cómo se obtienen esos animales muertos y cual es la finalidad.