Guardacostas y Cruz Roja rescatan a pescador que sufrió ataque de apendicitis en altamar

La rápida respuesta brindada por oficiales del Servicio Nacional de Guardacostas, así como de socorristas de la Cruz Roja Costarricense, permitió salvarle la vida al capitán de un barco pesquero, el cual sufrió un ataque de apendicitis en altamar.

De acuerdo con lo reportado por lo reportado por la Estación de Guardacostas de Caldera de Esparza, Puntarenas, durante la mañana del pasado martes se recibió un llamado de auxilio vía 9-1-1 por parte de la tripulación de la embarcación pesquera de nombre Triple Suerte, con matrícula de Puntarenas P 1416, en el que se detallaba que el capitán de dicha nave se encontraba mal de salud y urgía trasladarlo a tierra.

Dicho pesquero se desplazaba por aguas del Pacífico, lo cual implicaba que la llegada del paciente a un centro médico demorara muchas horas, lo que ponía en serio riesgo su vida.

Es por ello que de inmediato el personal del Guardacostas realizó coordinaciones con la Cruz Roja para que facilitara a un socorrista, quien viajó a bordo de una lancha interceptora del Guardacostas de Caldera a fin de encontrarse con el pesquero frente a Cabo Blanco, en la península de Nicoya.

Fue así como el citado socorrista logró estabilizar al paciente, quien fue identificado como Enrique Chavarría Coba, de 56 año de edad y vecino del cantón de Golfito, en el Pacífico sur.

Tras casi cinco horas de navegar, finalmente la embarcación del Guardacostas logró llegar a Caldera en horas de la noche del martes con el paciente a bordo, quien de inmediato fue trasladado por una ambulancia de la Cruz Roja hasta el Hospital Monseñor Sanabria, donde le brindaron la atención correspondiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *