Ayer fue un día muy especial, ya que un grupo de niños del Refugio Nacional de Vida Silvestre Mixto Maquenque en San Carlos , realizaron una fiesta de navidad y plantaron 300 árboles de Almendro amarillo (Dipteryx panamensis), como parte del proyecto de Fortalecimiento del ecosistema de la Lapa verde (Ara ambigua) .

Con esta siembra se busca que existan suficientes almendros, árboles cuyos frutos se alimentan la lapa verde, propia del lugar y en peligro de extinción.

Según SONATI Costa Rica , asociación costarricense sin fines de lucro dedicada para promover el conocimiento, amor y cuido del ambiente a través de programas de educación ambiental gratuitos, y encargada de la siembra, sobran palabras para describir lo que «Amigos de Maquenque» hace en este lugar.

La siembra de arbolitos y fiesta fue organizada por la Reserva Natural Maquenque con el apoyo Carritour, Macaw Recovery Network Mirador el PizoteSonati Costa Rica y Sonati.