El feo gesto del portero argentino Emiliano Martínez de llevarse el galardón del Guante de Oro a los genitales cuando lo recibió durante la ceremonia de premiación del Mundial de Qatar, no fue suficiente, y en medio del festejo en su país no se olvidó de Kylian Mbappé, al cargar el muñeco de un bebé con el rostro de la estrella francesa.

El presidente del Comité Olímpico de Francia que organizará las justas del 2024, Karl Olive, reveló en una entrevista que solicitó a la FIFA quitarle a Martínez el Guante de Oro.

 Por otra parte, Bruno Le Maire, Ministro de Economía y número dos del Gobierno francés, pidió este jueves a la FIFA que investigue los “insultos indignos” vertidos por algunos futbolistas argentinos contra ‘Les Bleus’ al término de la final del Mundial ganada en penaltis por la albiceleste.

Son unos insultos indignos, y ¿qué hace la FIFA? El deporte es una cuestión de juego limpio y de mostrar respeto por los otros, mostrar respeto también por los perdedores”, respondió hoy en la emisora Sud Radio Le Maire, a una cuestión sobre “el mal ejemplo de la parte argentina”.

La actitud del portero de la selección argentina Emiliano Martínez, que se burló del goleador francés Kylian Mbappé en varias ocasiones después de vencer el Mundial el pasado domingo, así como el comportamiento de antiguos internacionales, como Sergio Agüero, quien se mofó del apellido de Eduardo Camavinga, fueron severamente cuestionados por la prensa francesa.

La Federación Francesa de Futbol (FFF) ya había anunciado que denunciará los insultos racistas vertidos la redes sociales contra los lanzadores galos que erraron en la tanda perdida por Francia, Kinsley Coman y Aurélien Tchouaméni.